IMG-20180702-WA0020

El domingo 8 de julio denunciaremos la persecución y reivindicaremos nuestro deseo de jugar a la pelota. Venite a #OrgulloyPasión, un torneo de fútbol en repudio a la situación de las personas LGBTI+ en la Federación Rusa. Anotate solx o en equipo, o vení a ser porrista, a las 12hs en Cap. Gral. Ramón Freire 120 (Colegiales-CABA).

Argentina volvió, pero la máxima atracción del fútbol mundial se sigue desarrollando en un país que promueve la homolesbotransfobia de Estado. Para quienes no lo sepan y para lo que ya sabían pero quieren ser parte de esta denuncia pública, hacemos #OrgulloyPasión, un torneo de fútbol mixto por donde lo mires.

El fútbol sufre un doble secuestro: dentro de nuestras fronteras nacionales, la imposición de una política deportiva y cultural machistas que excluye a todas las personas que no se identifiquen con una masculinidad cis LGBT-fóbica y misógina y que desprecia toda expresión de género fuera de los cánones binarios tradicionales, y a escala planetaria, la utilización de este deporte como emblema exaltado de la persecución a las personas LGBTI+ en Rusia.

El mundo mira el mundial de futbol masculino situado en un espectáculo homofóbico. El deporte más popular, gobernado por machistas, en el país patrocinador de la homofobia de estado en el mundo. Rusia prohíbe que las personas LGBTI+ siquiera reclamemos nuestros derechos y asiente en silencio a la promoción de la persecución y exterminio de gays en una de sus repúblicas, Chechenia. Las personas LGBTI+ son privadas de sus derechos civiles y políticos, estigmatizadas y en algunas jurisdicciones de su territorio, directamente asesinadas.

Todas las organizaciones profesionales y todas las selecciones, salvo excepciones, han callado; colaborando con la estrategia del gobierno ruso de expandir su imagen en el mundo y borrar, con imágenes de una fiesta deportiva, la violación sistemática de derechos humanos. Algo que en la historia Argentina conocemos bien: el célebre mundial de fútbol de 1978 tenía como propósito ser la pantalla de un gobierno represor y violento. Es una de las tristes verdades de nuestra historia que en ocasión de la realización de tal mundial, la represión de los militares usurpadores recrudeció en pos de generar una falsa imagen de paz y armonía social. Es por eso que en Argentina, hacer caso omiso a la homofobia estatal rusa, constituye además de una falta de solidaridad, un olvido de nuestra propia historia y de nuestros propios sufrimientos como país.

Luego de presentar su fidelidad al Presidente Putin, Ramzán Kadyrov comenzó una escalada de declaraciones fundamentalistas contra las personas divorciadas y LGBTI+. En el caso de los gays, abiertamente promueve la delación por parte de la familia y el exterminio estatal. Este hecho es de las políticas de entrega de poder al fundamentalismo religioso (ya sea islámico ocristiano) por parte del presidente ruso. La prohibición de grupos de derechos humanos LGBT se realizó bajó el terrorismo bajo la forma retórica de “homosexualización de la infancia” (que en nuestro continente se expresa como “con mis hijos no te metas” o denunciando  una pseudo “ideología de género”), promoviendo el pánico moral al azuzar toda clase de prejuicios y ridiculeces. Estas políticas represivas tienen su impacto global: hace pocos días, por ejemplo, el gobierno de Hungría directamente prohibió que en su teatro de ópera se llevaran a cabo funciones de “Billy Elliot” bajo “peligro” de que los niños que la vieran se volvieran homosexuales.

Rusia también ha liderado iniciativas en la ONU en pos de los “valores tradicionales” para oponerse y bloquear avances en la protección de las personas LGBT y ha votado junto con China contra la creación del mandato del experto independiente LGBT que visitó nuestro país el año pasado. En el mundo todavía existen 72 países que criminalizan las relaciones consensuales entre adultos del mismo sexo, 8 de los cuales lo hacen con la pena de muerte. Muchos de estos países, y otros, penalizan la libre asociación (“propaganda”) que ya de por sí estigmatizan y promueven un clima para la expresión social y estatal del más alto grado de homofobia.

Con motivo de la promoción en nuestro país del mundial de fútbol, TyCSports abordó esta situación de la peor manera: representando al fútbol como mero juego y pasión entre hombres “viriles”, con una perspectiva anquilosada, insultante y excluyente sobre los géneros y las sexualidades, haciendo uso de una homofobia automática y la banalización deliberada. La embajada rusa contestó apelando a la supuesta ilegitimidad de referirse a la inmaculada figura del homofóbico presidenteRuso, como si éste, unos de los líderes más poderosos del mundo, tuviera el privilegio planetario de no ser criticado ni aludido de ninguna otra manera que por medio de la reverencia. A su vez, la Asociación de Fútbol Argentino (AFA) promovió vía comunicación oficial un manual explicando métodos y sugerencias de abordar y seducir mujeres rusas: El apartado se titulaba: ‘Qué hacer para tener alguna oportunidad con una chica rusa’Esto retrata el sexismo y la misoginia en el mundo del fútbol pero refuerza su sentido: es la misma institución que regula el deporte a nivel nacional la que envía mensajes que cosifican a las mujeres y las entienden como sujetxs suscetibles de ser conquistados por el único público afín al fútbol: los hombres cis heterosexuales.

Por eso este domingo en Colegiales, bajo el rayo del sol, cambiamos tacos por tapones, los colores del cielo por los del arcoiris, nos calzamos los botines y la pechera para jugar más allá de las imposiciones binarias, de las persecuciones, de los roles impuestos y absolutos, del juicio sobre los cuerpos. Contra la persecución y el estigma, contra la exclusión: jugamos por lxs perseguidos en Rusia y en todos los continentes, por nosotrxs, por nuestra historia, por nuestra visibilización en el deporte y por nuestro futuro. Y jugamos con el combustible del placer, del orgullo y de la pasión.

Anotate en https://goo.gl/3LuTr4

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s